Dime cómo escribes y te diré quién eres….

Aunque pueda parecer sorprendente en esta era digital, la caligrafía, o más bien su análisis, es una herramienta muy valiosa en diferentes áreas como Recursos Humanos, el Derecho y el Arte. Desde la forma de la letra hasta dónde el texto está ubicado en la página, la presión ejercida al escribir, además de la ortografía y la gramática, nuestra escritura revela las principales características de nuestra personalidad. ¿Estás preparado/a para conocer los secretos de tu caligrafía?

Los beneficios de la grafología en el siglo XXI

Cuando escribes, estás revelando cosas (a veces muchas) de tu mismo. Al menos, esa es la base de la grafología, un enfoque analítico que es controvertido y celebrado por igual. En el ámbito de la contratación en empresas, es utilizado para confirmar la compatibilidad de un candidato con los requerimientos de un puesto de trabajo. En el campo del derecho, puede ayudar a identificar el autor de una nota escrita a mano. Otro campo en el que se utiliza es en el mundo del arte, donde es útil para verificar la identidad del autor o de la firma en un cuadro. Finalmente, a nivel individual, puede ser una fuente tanto para el desarrollo personal como profesional, destacando las fortalezas y las debilidades.

Qué dice nuestra caligrafía de nosotros

En grafología hay atributos (como el tamaño de las letras, el ángulo, la presión al escribir, los trazos, etc.) que determinan las principales características de conducta y algunos son ampliamente aceptados como rasgos típicos.

  • La letra pequeña sugiere que eres introvertido mientras que la letra más grande implica que eres extrovertido.  Aun así, ten cuidado, ¡si tu escritura es inconsistente quiere decir todo lo contrario!
  • La amplitud del lazo de las letras “l” y “e” son indicadores de gentileza y amabilidad.
  • La letra redonda puede encubrir una personalidad creativa. A la inversa, una escritura muy puntiaguda quiere decir que eres una persona meticulosa y curiosa.
  • La presión del bolígrafo y la velocidad de escritura son utilizados para evaluar tu nivel de sensibilidad o compromiso y revelan tu temperamento.
  • Finalmente, hay el ángulo de escritura. Si escribes con inclinación hacia la derecha, quiere decir que eres una persona abierta y que escucha a los otros. Si por el contrario lo haces hacia la izquierda, quiere decir que tiendes a ser más egocéntrico Si tienes una caligrafía estable y consistente quiere decir que eres una persona lógica y pragmática.

Así que coge papel y lápiz y descubre un poco más sobre tu mismo.